¿Cómo formatear mi PC con Windows 10?

Mostraremos uno de los métodos más efectivos para formatear Windows 10. Esta guía debe seguirse paso a paso para lograrlo. Recuerda que aquí aprenderás las formas que existen para el borrado y para volver a instalar Windows 10.

Consideraciones antes de formatear Windows 10

Toma en cuenta que varios de los archivos que vas a utilizar ya no aparecerán ya que formatear provoca la pérdida de varios de ellos. Por ello es que te recomendamos que en un almacenamiento externo puedas guardar todos esos datos que te pueden servir en un futuro cercano. Es verdad que hay opciones que permiten reinstalar el sistema sin que estos datos se borren, no debes confiarte sobre todo si tienes datos de alta relevancia.

Iniciando formateo desde Windows 10

Empezaremos diciendo que este proceso funciona a la perfección si tienes una licencia original de Windows 10, si no es así pues igual si funciona y nos comentas.

Para empezar debes ir al menú de inicio > Configuraciones > Actualización y seguridad > recuperación > restablecer este PC. En este lugar ya tienes las siguientes opciones:

  • Mantener mis archivos: con esta opción logras reinstalar Windows 10, aquí se instala una nueva copia del sistema y borra todos los programas dejando una copia limpia sin que tus archivos personales se borren. En general funciona bien, eso sí, toma paciencia ya que este proceso lleva un tiempo considerable.
  • Quitar todo: esta es la opción de limpieza total, en concreto, borra todo, y con todo, nos referimos a todo. Esta opción deja una copia limpia en el sistema, es como si lo volvieses a instalar desde cero. Recuerda, si vas a usar esta opción debes guardar tus archivos personales antes en una fuente externa.

Con la segunda opción tienes que elegir si solamente quieres eliminar archivos o limpiar la unidad para que esta quede en cero. Esta última opción resulta útil si tu intención es formatear el PC para luego venderla, con este paso no se podrán recuperar los archivos en el futuro.

  • Restaurar configuración de fábrica: hay que aclarar que esta opción no está presente en todos los dispositivos, se verá solo en aquellos que tienen a su disposición una copia de seguridad que es generada por la empresa que ha fabricado el equipo. En general cada fabricante suele incluir un software que con el pasar del tiempo termina desactualizado. Por ello te recomendamos que si deseas recuperar estos programas lo utilices, sino pues pásala por alto.

En los tres casos anteriores solo bastará con hacer clic en la opción que prefieras, luego dar reinicio y finalmente dejar trabajar el equipo. Cada proceso tardará un tiempo considerable, sobre todo en el paso de la reinstalación de Windows en la que se conserva archivos personales.


Te puede interesar: Cómo formatear un PC con Windows 7


Formatear Windows 10 utilizando una memoria USB o DVD

El primer paso a realizar es que entres en este enlace.

Cuando haces clic en ella entras a la web oficial de Microsoft desde donde podrás descargar una utilidad que te permitirá descargar la imagen IOS de Windows 10 y mejor aún, sino también la podrás incluir en la USB para que puedas utilizarla cuantas veces quieras.

Cuando ya tienes la utilidad descargada le da inicio, aceptas los términos y condiciones, ahora eliges la opción Crear un medio de instalación para otro PC, ahora elijes la versión de Windows 10 que quieres después del formateo y ahora elijes el idioma, 32 o 65 bits, entre otros. Después verás otra pantalla donde elijes el medio a utilizar y es aquí donde tienes dos opciones:

  • Archivo ISO: te servirá para descargar una copia legal de la ISO de Windows 10. Con ella podrás quemar un DVD y utilizarlo como el medio de arranque, este procedimiento se puede realizar con todo tipo de programa de grabación.
  • Unidad Flash USB: con esta opción el programa se encarga de descargar la ISO de Windows 10 e incluirla en la memoria USB, de esta manera queda lista para iniciar en cualquier equipo sin que tengas que realizar un paso adicional. En este caso queda clara la ventaja ya que con un solo paso tendrás una USB booteable. Quizá la única desventaja es que este proceso consuma todo el espacio de tu USB dejándola sin opción a guardar otro tipo de archivo.

Ahora que ya has elegido un dispositivo de arranque toca el siguiente paso, debes reiniciar el sistema para que comience el formateo de Windows 10 y la nueva instalación. Lo primero que debes hacer es presionar la tecla que corresponde al medio de boteo. Esta opción se puede ver en la pantalla de inicio, aparece después de que se enciende el ordenador. Debajo se puede leer unas palabras en las que se ven teclas, en general son la F9 o F12, pero estas varían según la marca e incluso el pódelo de PC.

Seleccionar Unidad de instalación

Ahora veras una pantalla pequeña que indica las unidades de booteo que tienes a disposición para iniciar. En este punto es donde aparece la unidad USB o la DVD que has quemado con la ISO. Cuando hayas seleccionado la opción se iniciará el proceso de instalación.

Seleccionar Unidad de instalación

Ahora debes seleccionar el idioma de la instalación y después pasas a la partición de los discos, en este punto debes tener cuidado, sin embargo no es complicado. Es aquí donde debes identificar dónde se encuentran instalado Windows 10, ahora esperas un momento y das clic en Siguiente y listo, comienza la copia de archivos y después le seguirá la configuración de Windows.

Cuando haya finalizado el proceso verás la pantalla de configuración básica del sistema que no debería darte mayores complicaciones. Solo debes ingresar tu nombre de usuario, puedes configurar tu red WiFi, entre otros. ¡Listo ya tienes tu equipo operando de nuevo!

Estos son los pasos y las consideraciones para formatear Windows 10 sin que te compliques. Esta es sin duda una de las opciones más eficientes. Si tienes alguna duda puedes comentarnos en la parte de abajo y con gusto te responderemos.

Leave a Reply